Bucear en Ibiza y especialmente en la costa de Sant Josep, que abarca casi toda la mitad sur de la isla, es una de las actividades más recomendables durante las vacaciones en la isla. La luminosidad del agua, la cantidad de pecios y cuevas submarinas por explorar y la diversidad de especies que habitan en el mar, especialmente la posidonia oceánica, planta marina de importancia vital en el ecosistema marino ibicenco, son algunos de los motivos por los que no hay que dejar pasar la oportunidad de bucear en un lugar tan insólito como Ibiza. Además, las temperaturas en el Mediterráneo son cálidas y constantes, oscilan entre los 14 y los 28 grados centígrados y permiten realizar inmersiones incluso en pleno invierno.

Para ello, nuestros visitantes disponen de un amplio número de empresas de buceo donde podrán tanto impartir cursos junto a los profesionales del sector, como realizar excursiones y descubrir los espectaculares fondos marinos que hacen de la isla un destino mucho más encantador. Sus fondos marinos con praderas de posidonia, de alto valor ecológico, en el Parque Natural de las Salinas, fueron reconocidas por la UNESCO en el año 1999 como Patrimonio Mundial.

 

RUTAS DE BUCEO